Índice de volúmenes - Índice de revistas - Índice de artículos - Mapa ---- Atrás


Revista Comunicar 3: Imágenes y sonidos en el aula (Vol. 2 - 1994)

Experiencia de radio escolar

https://doi.org/10.3916/C03-1994-05

Antonio Pradas-López

Abstract

Cuando un centro educativo ofrece un nuevo modo de entender la enseñanza y posibilita la introducción de los medios, está apostando por el futuro. La experiencia que el autor narra es la implicación personal suya, del alumnado y del Centro, en la difícil tarea de utilizar la radio como medio didáctico. Génesis y proceso de un modelo educativo distinto para esa «otra escuela» en la que todos estamos comprometidos.

Keywords

Archivo PDF español

Después de diez años de inquietud y

deseo de introducir nuevas técnicas en el aula

que aportasen dinamismo, interés e ilusión en

los chavales llega a mis manos la publicidad de

un congreso internacional de «Prensa en las

aulas» a celebrar en Zamora en septiembre de

1988. Es ahí donde me pongo en contacto con

algunas experiencias relacionadas con los medios de comunicación e incluso con sus propios autores, lo que me permite salir del aislamiento en que me encontraba, empezando a ver

algunas posibilidades de solución a las inquietudes mencionadas anteriormente.

De vuelta a mi clase, empiezo a ponerme

en contacto con la gente conocida en el Congreso y a llevar a cabo algunos inicios de actividades, dándome cuenta de que el intercambio y

relación de experiencias que realizamos en congresos y jornadas son la clave para todo tipo de

actividades abiertas y creativas.

La relación con mis compañeros de experiencias similares se mantiene a través de cartas,

conversaciones telefónicas e incluso personalmente en los encuentros.

Es en uno de éstos cuando descubro que

yo también puedo aportar mis experiencias, que

han tenido un amplio reconocimiento en la prensa y en la radio a nivel de toda Andalucía.

Las primeras aportaciones consisten en

unas fichas de trabajo muy sencillas, en relación con los medios, que adjunto y que consisten en:

A partir de las primeras fichas, aportadas anteriormente, surgen propuestas de nuevas actividades: crucigramas, encuestas, shows de noticias, análisis comparativo de una noticia en distintos periódicos... Estas actividades se realizan en la escuela y son difundidas posteriormente en la radio.

Ante la respuesta tan positiva de los alumnos se amplía el tiempo de emisión en la radio, a la vez que se hace extensible a toda la segunda etapa. De esta manera nacen espacios radiofónicos nuevos:

· El grito de América

· Rincón poético

· Teatro en la radio

· Más sobre la ciencia

· Concurso de matemáticas

Con el nombre de «El grito de América» nace una experiencia en la radio para mostrar al radioyente la realidad latinoamericana; realidad que, por otra parte, dista mucho de parecerse a la que todos tenemos fijada en nuestra mente.

A lo largo de nuestros contactos con las diferentes personalidades iberoamericanas, éstas se resentían del nulo o casi nulo conocimiento que se tenía en España de los diferentes países hermanos. Con la intención de rellenar ese vacío, se elabora el guión radiofónico «El grito de América».

Si ya de por sí este proyecto desde un principio parece problemático, aún lo es más si le añadimos que en el planteamiento esencial del programa hay entrevistas comprometidas, una afanosa labor de búsqueda de documentos e información; y sobre todo que esto lo elaboran chavales de edades comprendidas entre doce y catorce años.

El equipo del programa lo forman siete personas: un director, un coordinador, un control,dos locutores y dos documentalistas. Cada uno de ellos ocupado en sus diferentes tareas:

- Director y coordinador se encargan de preparar la estrategia a seguir en los diferentes programas y concertar las entrevistas.

- Los documentalistas y locutores se encargan de buscar las diferentes fuentes de información para elaborar el programa y las preguntas de las entrevistas, a la vez que pondrán su voz a través de los micrófonos.

- El control es el encargado de buscar la música de los diferentes países y coordinar los esfuerzos de los anteriores para grabar el programa.

Para seguir más de cerca la estrategia de trabajo pongamos un ejemplo:

Supongamos que el director y el coordinador han elegido como país de la semana a Méjico. Inmediatamente se pide información a los consulados y embajadas para que manden documentación a la vez que se concierta una entrevista con el cónsul o el embajador, persona que tiene como requisito indispensable ser del país que se trate, para así podernos dar una visión más objetiva de la realidad de su país.

Se pone en conocimiento de los demás integrantes del programa, el país a tratar y éstos se ponen a trabajar buscando información en enciclopedias, atlas, libros de historia, libros especializados y, sobre todo, periódicos; además de contar con los documentos enviados por la embajada. A su vez el control buscará en discografía o pidiéndola a las embajadas, música autóctona del país.

Con este material los chavales comenzarán a elaborar el programa ordenándolo en diferentes secciones: historia, economía, sociedad, geografía... y haciendo especial hincapié en el folklore del país, las costumbres e intentando buscar la raigambre española y sobre todo prestando especial atención a los problemas actuales que sufre la región... En el caso de Méjico, sería tratada la problemática desencadenada por los «espaldas mojadas», o la pobreza de la mayor parte del país, la maquinación, etc.

Y como complemento de todo esto se llega a la entrevista, en la que los jóvenes resaltan, con el cuestionario elaborado, todos los puntos referidos anteriormente, haciendo asimismo hincapié en la situación actual que atraviesa el país.

El programa se completa con algunos temas musicales del país que se trate, con algunas «cuñas de apoyo» que son frases cortas del tipo «Iberoamérica: un pasado común del que todos tenemos que responder» que se introducen como nexos de unión entre diferentes apartados y que son pronunciados por latinoamericanos. Además se añade una página poética en la que se lee un texto de un autor del país de que se ocupe el programa.

Al final se hace una reflexión sobre el país refiriéndose a sus perspectivas de futuro; y para terminar se organiza un concurso telefónico en el que se hace un seguimiento de la audiencia del programa y del grado de atención prestada a lo dicho en él.

En líneas generales, éste es el esquema de «El grito de América» del que se han realizado 50 programas, habiéndose tratado países como Guatemala, Honduras, Ecuador, Bolivia, Uruguay, Méjico, Panamá, Colombia...

Se comenzó allá por el mes de octubre y coincidiendo con el día de la Hispanidad, por lo que se hizo un programa especial, al igual que se sigue haciendo cuando se acercan fechas relevantes, como el aniversario de Che Guevara, etc. Otros programas especiales son, por ejemplo: La música latinoamericana, la iglesia en América, o el que realizamos al presidente del ICI, Luis Yáñez, en cuya entrevista, mitad intimista, mitad política, sacamos a relucir los deseos españoles de fomentar el conocimiento de la realidad hispanoamericana.

Esto es, en resumidas cuentas, el programa que, como se dijo en su cuña de presentación, «está dedicado a todos los países hermanos, en el afán de aprender de ellos lo que no supimos aprender en su tiempo, y con el afán de que una nueva época nos haga caminar juntos, por un mismo sendero, hacia un futuro de paz, libertad y progreso». Esto es «El grito de América».

Los soportes básicos del programa se componen de:

1. Temas musicales

2. La entrevista

3. El trabajo de los jóvenes.

1. En los temas musicales se presenta una variedad casi totalmente desconocida en nuestro país: cumbias, rancheras, tangos, mariachis, boleros, etc., llenan de colorido el programa, a la vez que nos muestran una parte del folklore de nuestros países hermanos.

2. Normalmente las entrevistas se suelen realizar por teléfono, dado que los embajadores residen en Madrid, aunque en ocasiones el equipo se traslada a Sevilla a grabar la entrevista con algún cónsul, e incluso a veces se realiza en los estudios de grabación de la radio, cuando la persona entrevistada tiene la posibilidad de desplazarse hasta nuestra localidad.

Requisito fundamental de los entrevistados, como dijimos anteriormente, es que sean oriundos del país. Con esto se intenta que las respuestas a las preguntas tales como: «¿cómo son los mejicanos? -por ejemplo-, ¿qué forma de ser tienen?, ¿cómo disfrutan sus fiestas?, ¿están cargadas de la emoción de quien añora su país?, y que por otra parte nos dé su visión personal de los problemas de fondo que anuncian al país, enfrentándolo con la versión oficialista.

3. El trabajo personal de los jóvenes es el motor principal del programa, son ellos los que buscan, se documentan y elaboran los textos y las preguntas. Con todo ello no sólo se fomenta el trabajo en equipo, sino que se les va inculcando desde el principio un criterio de selección y objetividad a la hora de la preparación de los textos y las preguntas, además de hacerles interesante una asignatura, que a veces se puede hacer pesada, como es la Geografía y la Historia.

Son ellos los que eligen qué es más interesante de la historia de cada país, a la vez que se les hace enfrentarse a los problemas más acuciantes de la sociedad latinoamericana: el narcotráfico, la guerrilla, la deuda externa, la marginación social, etc., son temas con los que el joven locutor tiene que familiarizarse para hacerlos comprender a los radioyentes.

Con todo esto no sólo se les enseña Geografía e Historia, sino que además se les enseña una historia actualizada y, sobre todo, viva, por cuanto tienen la capacidad de preguntar a los entrevistados sobre los diferentes problemas que acucian a su sociedad, lo que los ha motivado y sus posibles repercusiones en el futuro.

Los frutos del programa se están notando ya, no sólo se está consiguiendo esa compenetración entre los jóvenes y dar a conocer los pueblos latinoamericanos a los radioyentes, sino que las diferentes embajadas se vuelcan mandando información, etc.

Son de destacar las conclusiones que se han sacado hasta ahora a través de las entrevistas, tales como:

- Necesidad de mostrar la realidad latinoamericana.

- Necesidad de fomentar la cooperación entre España y estos países.

- Todos coinciden en que en un futuro no muy lejano Latinoamérica estará unida en una comunidad al estilo CEE.

Como actividad integrada en el Seminario de «Radio, Prensa y Escuela», nos propusimos, a principios de curso, crear un taller de teatro. Éste se puso en marcha en octubre de 1990, y está integrado por un número de alumnos que oscila entre quince y veinte. Hemos de tener en cuenta que esta actividad es totalmente voluntaria para los alumnos. Dentro del taller de teatro se realizan dos programas distintos, uno titulado «Rincón poético» y el otro «El teatro en la radio».

Rincón poético: Se escogen los poemas que van a ser recitados, dos del mismo autor por capítulo y se prepara una introducción sobre el poeta y su obra. Cada semana se ensayan dos capítulos que son probados los sábados en los estudios de Radio Ribera. Estos programas se emiten en la radio dentro del magazine «La otra Escuela» todos los sábados, a razón de un capítulo por emisión. En la actualidad, tenemos un fondo de Miguel Hernández, Manuel Machado y Juan Rodríguez Mateo. Dos capítulos de Rafael Alberti y un capítulo de Gabriela Mistral y Daniel Pineda Novo. También tenemos un especial sobre la Semana Santa de Coria, que incluye poemas de los poetas corianos.

El teatro en la radio: Se escoge la obra, se distribuyen los papeles y se procede a su ensayo. Cuando se considera que el montaje está a punto, se graba en los estudios de Radio Ribera ( duración de cada grabación, de tres a cuatro horas). Una vez montada la obra, se emite dentro del magazine «La otra Escuela», un capítulo cada sábado. Actualmente tenemos en fondo tres obras totalmente terminadas de las cuales se está emitiendo la primera: «El mercado» de Edward Bellamy; «El llanto de Boabdil» de Antonio Gala; «La zapatera prodigiosa» de Federico García Lorca.

Más sobre la ciencia

A principios del curso 90/ 91 nos planteamos ampliar la experiencia «La otra Escuela» a sexto. Las principales ventajas que esta ampliación tenía eran: conocimiento del medio periodístico; toma de contacto con la radio; preparación para, en posteriores cursos, ampliar su experiencia; y cubrir un campo importante que no recoge el currículo.

Y como objetivo fundamental: potenciar la motivación del alumnado en torno al conocimiento e historia de la ciencia, así como en la lectura.

Para ello elaboramos un programa de radio de media hora de duración que se emite los sábados de 10 a 10’30.

La elaboración de un programa sigue el siguiente modelo:

1. Duración de 15 días y en pequeños grupos, eligen un científico o matemático célebre, sobre el que se va a crear el programa.

2. Realizan la biografía y proponen cuatro preguntas sobre la vida y la obra del científico.

3. Con este material se elabora un guión radiofónico.

4. Se emite los sábados en directo, dentro del programa «La otra Escuela», de 10 a 10’15 la biografía y de 10’15 a 10’30 se entabla una comunicación directa con los radioyentes mediante el teléfono y éstos eligen una pregunta para contestar. A los que dan la respuesta correcta, se les premia con alguna entrada al cine, camisetas o mochilas.

Concurso de Matemáticas. Es una actividad más que surge para motivar a los alumnos en clase de Matemáticas, empleando la radio como recurso. Disponemos de una bibliografía sobre lógica-matemática a la que los alumnos pueden acceder voluntariamente, agrupados o libremente, sin superar el número de seis. A cada grupo se le entregan dos libros durante 45 minutos de los que sacarán un máximo de cinco problemas.

En un segundo tiempo de 75 minutos aproximadamente, los alumnos o grupos que deseen participar, leen su problema al resto de la clase y ésta dispone de cinco minutos para resolverlo, ellos lo llaman «machacarlo». Si el tiempo de clase lo permite, uno tras otro van consumiendo sus cinco turnos (por ejemplo: 3 grupos participantes por cinco problemas por 5 minutos=75 minutos).

Al final, generalmente hay un grupo que tiene menos problemas resueltos por la clase; su portavoz es el encargado de ir a representarlos en la radio, en el programa «La otra Escuela», donde estos problemas son leídos. Los compañeros desde sus casas llaman por teléfono y si la respuesta es correcta, obtienen premios: calculadoras, estuches de dibujo, camisetas, entradas para el cine, etc.

Esto es, en pocas palabras, el concurso de Matemáticas. Estoy seguro que con mis torpes palabras no le he hecho justicia. Sólo quisiera resaltar que la participación es altísima y que se consiguen dos horas de trabajo en la clase de matemáticas, aparte de las que emplean en casa y todo de forma voluntaria.

¡Intentadlo, no os arrepentiréis!

Estudio de las respuestas

Vistos los resultados tan positivos del trabajo realizado y pensando abrir nuevos caminos que den posibilidades a la creatividad y a la ilusión que hay entre los chavales, nos planteamos la creación de un vídeo que sirviese como estudio y difusión de nuevas técnicas pedagógicas. La elaboración de este vídeo lleva los siguientes pasos: guión literario, guión técnico, edición y distribución por todos los CEPs y Aulas de Extensión de Andalucía.

Llegado este momento de actuación, nuestras actividades empiezan a ser el motor y el punto de mira de otras muchas; pasando de ser meros receptores de información, a tener mucho que dar y divulgar, como lo demuestra nuestra participación en las primeras «Jornadas didácticas de prensa, radio y televisión escolar», celebradas en Huelva los días 18, 19 y 20 de enero de 1991.

Como experiencia abierta que es, continuamente surgen nuevas inquietudes, por ello aparecen varios espacios dentro del programa de radio:

- «El Informativo andaluz», totalmente en directo, donde conectamos con localidades de las otras provincias andaluzas en las que se realizan experiencias similares a la nuestra. Se produce un intercambio de información respecto a las noticias más significativas que los alumnos/as han estimado en su provincia. Este programa requiere tener relación con muchas personas de distintas localidades; es la clave de su funcionamiento. Disponemos de una amplia lista de teléfonos de gente interesada en el tema.

- «Ecología y Ciencia». Durante la semana los alumnos seleccionan en la prensa cuantos temas tengan relación con la ecología y los descubrimientos científicos. En clase se debaten, seleccionan, ordenan, clasifican e interpretan. En definitiva, aplican el modelo científico para elaborar el contenido de su espacio radiofónico, que pretende ser crítico y expo-sitivo.

Por otra parte, la señal emitida por un magnetoscopio suele ser entre los canales 30 y 40 de UHF. Un medidor de campo nos indicará si hay algún canal no utilizado. En caso negativo habrá que instalar un conversor entre el magnetoscopio y el amplificador, que nos convierta nuestra señal a otro canal que esté libre.

No se olvide que no sólo las emisoras comerciales ocupan canales. Los vídeos comunitarios, aunque por cable, también los ocupan, debido a la pérdida de señal del cableado.

Debemos disponer también de una tutoría en el Centro, donde se ubiquen los equipos de grabación, edición y emisión. Al principio, las posibilidades económicas nos obligarán a usar un sólo equipo para ambas funciones y no podremos editar mientras emitimos, lo que no es tan grave, dado el poco tiempo que estaremos emitiendo y de que no emitiremos en horario escolar.

Lo mejor es adquirir primero un equipo de edición y usarlo también para emitir. Consta de un magnetoscopio de 3 ó 4 cabezales, para obtener una buena pausa, que tiene funciones de inserción de imagen y doblaje sonoro (suelen venir en inglés: insert y audiodubbing), un monitor de color de 14 pulgadas y un radiocassette.

El equipo de grabación consta de cámara y trípode.

La salida RF del magnetoscopio será utilizada para emitir la señal. La entrada, será donde se conecte la cámara (audio y vídeo RCA o euroconector).

Esta disposición nos permitirá emisiones en directo o en diferido.

En cuanto a la edición, con la misma disposición, la cámara será el reproductor y el magnetoscopio el grabador. Para el doblaje sonoro, insertaremos la clavija del radiocassette en la entrada de audio, en lugar de la clavija de audio de la cámara.

Un equipo de edición (magnetoscopio, monitor y radiocassette) nos sale por unas 125.000 pesetas; un equipo de grabación (cámara y trípode) por otras tantas 125.000.

Por tanto, la adquisición hay que acometerla en un par de años o tres, dependiendo del material de que ya se disponga, pues pocos centros pueden destinar 350.000 pts. en un año.

No se olvide que este material no lo adquiere el Centro «sólo» para la televisión. Es material audiovisual del centro destinado a uso general.

Podemos participar en la convocatoria de proyectos de innovación y obtener equipamiento o subvención económica.

Aunque no somos emisoras comerciales,sí podemos recibir subvenciones o regalos. Con suerte, la APA, alguna editorial, el Ayuntamiento o alguna Caja de Ahorros pueden aportar una parte. En una palabra, si el centro se lo propone, lo consigue.

En cuanto a los estudios de grabación, personal, actores, etc, esto es lo más barato, es gratis. Un centro escolar es un enorme estudio de grabación, donde unos profesores/as y unos alumnos/as ejercen gratuita y gustosamente como técnicos, actores, maquilladores, peluqueros, sastres, etc. Sólo hay que saber vendérselo.

Las pistas polideportivas son el escenario donde se graban las actuaciones deportivas (un cable largo une la cámara con el magnetoscopio). Participan alumnos en la competición, en la cámara, como comentarista deportivo, árbitro o juez e incluso como animadores o público.

Si tenemos salón de actos o similar, tenemos el escenario para teatros, actuaciones musicales, etc. Las noticias se graban en una tutoría. Las demás actividades en las clases.

En concreto, nuestro Centro dispone de:

- Dos equipos de grabación: cámara Philips explorer de cinta VHS doméstica y cámara Sanyo de cinta de 8.

- Dos equipos de edición: magnetocopios Panasonic de 4 cabezales con inserción y doblaje, monitores Philips de 14" y 20" color con euroconectores.

- Un equipo de emisión con magnetoscopio Samsung y monitor 14" color.

- Un ordenador Spectrum para titulación y para continuidad, emitiendo pantallas con información sobre horarios de visitas, teléfonos de interés, avisos, etc.

- Una mezclador de sonido con 4 entradas de línea y 3 de micro, que junto con un mezclador de audio y vídeo, nos permite no sólo emitir en directo, sino también realizar mientras se emite pasando de un canal a otro.

Para finalizar, nuestra emisora se ofrece a colaborar en la medida de nuestras posibilidades con cualquier centro interesado en esta experiencia y gustosamente recibiremos las visitas que se nos pidan.