Índice de volúmenes - Índice de revistas - Índice de artículos - Mapa ---- Atrás


Revista Comunicar 7: ¿Qué vemos?, ¿qué consumimos? (Vol. 4 - 1996)

Un periódico escolar contra el racismo

https://doi.org/10.3916/C07-1996-20

Belén Muñoz-López

Abstract

«Quien no conoce nada, no ama nada». A partir de esta afirmación, la autora nos relata su experiencia en la educación para la tolerancia en un centro con alumnos de diferentes razas y religiones. La edición de un periódico de centro en torno a la realidad histórica y presente de los diferentes colectivos de procedencia de los alumnos, sirvió para que el resto de los alumnos conociesen y amasen una realidad que hasta entonces les era desconocida.

Keywords

Archivo PDF español

«No somos racistas, los racistas son los otros», indica Carlos Buezas en el título de su obra. Este racismo difuso, que él tan magníficamente ejemplifica, no sólo puede ser desencadenante de actitudes violentas, también -y con mayor frecuencia- consiste en negar derechos, ayudas o beneficios a personas por ser de distinta raza, religión, sexo, etc.

Desde esta perspectiva, nuestra tarea como educadores, consiste en la detección de estas actitudes y en la utilización de todos los recursos a nuestro alcance para su eliminación.

Estas ideas fueron las que nos llevaron a realizar un periódico intercultural, pretendiendo dar una respuesta a la problemática de la educación intercultural.

El CP «Alfonso X», se encuentra ubicado en Vicálvaro, en el extrarradio de Madrid. Es un barrio con una numerosa población marginal; en él se sitúan varios poblados chabolistas: «Los Focos», «El Cañaveral» y unas viviendas de realojo pertenecientes al IVIMA, que albergan familias con problemas socio-económicos. En este barrio, el precio del suelo es uno de los más baratos de Madrid, por lo que el contingente de inmigración que se alberga en él es cada vez mayor.

Éste es el entorno que enmarca las características peculiares de nuestro colegio. El centro tiene matriculados a 500 alumnos y alumnas de los niveles de Infantil, Primaria y EGB, de los cuales más de un 16% son de etnia gitana y un 5% inmigrantes de diferentes nacionalidades. Esta pluralidad de procedencias y culturas, al mismo tiempo que resulta enriquecedora, crea determinados conflictos más o menos difíciles de resolver.

«... Quien no conoce nada, no ama nada; quien no puede hacer nada, nada vale; pero quien comprende, también ama, observa, ve... Cuanto mayor es el conocimiento inherente a una cosa, más grande es el amor... Quien cree que todas las frutas maduran al mismo tiempo... nada sabe acerca de las frutas...» (Paracelso).

Reflexionando sobre el texto, pensé cómo yo misma, profundizando en el conocimiento de otras culturas, costumbres, tradiciones, modos de vida, etc., había aprendido a amar, comprender, valorar y aceptar las diferencias, desde una perspectiva completamente distinta a la que en un principio sostenía. Por tanto, otros integrantes de la comunidad educativa, podrían experimentar esta misma transformación. Simplemente teníamos que darles la oportunidad de conocer más en profundidad las distintas culturas del centro. La prensa, como medio de comunicación, sería el vehículo ideal de transmisión para las ideas anteriores. Así que al mismo tiempo que profundizábamos en la comprensión de toda la pluralidad cultural de nuestro centro, aprenderíamos a conocer los mecanismos de elaboración de un periódico, partiendo del análisis de algunos de ellos. La experiencia fue presentada en el «Congreso europeo de materiales didácticos para alumnos gitanos», celebrado en Madrid en 1994. Este artículo resume la comunicación presentada.

1. Objetivos

En los objetivos se intentó, desde la transversalidad, elaborar un programa que conjugase lo que hasta ahora se ha tenido como los pilares básicos de la educación compensatoria, es decir, lectoescritura y cálculo, junto con una integración en el sentido más amplio, pues partiendo del conocimiento de la propia identidad cultural se pretendía fomentar la autoestima y el enriquecimiento de todos los alumnos y alumnas del colegio, mediante el conocimiento y reconocimiento de otras culturas. Al mismo tiempo se intentaban borrar estereotipos y prejuicios.

2. Contenidos

Se incluían dentro de los contenidos, tanto la consecución de hábitos y conductas, como el respeto, la autoestima, el reconocimiento de las minorías, los hábitos de higiene y limpieza, cálculo, etc. En último lugar introduciríamos también los contenidos de orden conceptual, como son el conocimiento de pequeñas parcelas de su propia historia y cultura y de las de los demás.

3. Desarrollo de la actividad

Comenzamos la actividad con la confección de una bandera gitana que se dio a conocer a todos los niños y niñas del colegio, exponiéndola en la entrada. Paralelamente se comenzó a estudiar la historia del pueblo gitano y se realizaron murales al efecto que se expusieron. Lo mismo se hizo con las banderas y la historia, cultura y costumbres de las otras nacionalidades de origen de nuestros estudiantes inmigrantes: Polonia, China, Marruecos, etc.

Tras esta primera actividad de introducción y motivación, se planteó dar un paso adelante en el estudio de las distintas culturas «minoritarias» en el colegio; por ello surgió la idea de crear un periódico donde se intercalaran poesías, artículos, juegos y pasatiempos, con pequeños resúmenes sobre la vida y costumbres de estos niños y niñas de distintos orígenes y procedencias. Sus inquietudes, fiestas y tradiciones serían reflejadas en las páginas de esta publicación escolar y ofrecidas por ellos mismos a toda la comunidad escolar.

El interés por sentirse protagonistas fue en aumento y enseguida -dirigidos por los mayores- todos los alumnos y alumnas, desde primero a octavo, empezaron a trabajar aportando artículos e ideas. Se hizo una selección de éstos. Los trabajos que resultaron seleccionados fueron corregidos en su caligrafía y ortografía; después se compusieron con ellos las distintas páginas que formarían el periódico.

Los chicos y chicas de séptimo y octavo hicieron los rótulos y confeccionaron la primera muestra, sobre la cual se imprimirían más tarde los distintos ejemplares.

Fue muy interesante comprobar con qué facilidad aprendieron a escribir y reescribir los artículos con limpieza y corrección; cómo leían los textos de sus compañeros para elegir los mejores; el interés que ponían en contar y recontar los ejemplares tantas veces como fuera necesario; cómo sumaban, multiplicaban o dividían, para saber cuántas hojas había en cada ejemplar y cuántos de éstos hacían el total. No había lugar en estas actividades para la pereza o el aburrimiento, pues para ellos y ellas había una meta real y tangible.

Sólo quedaba la parte manual de todo el trabajo. Entre los alumnos y alumnas de tercero, cuarto y quinto se formaron los periódicos, se doblaron, agruparon y graparon. Por fin, El Periódico (400 ejemplares) estaba listo para ser difundido por todo el colegio.

Aprovechamos el «Día Mundial contra el Racismo» para realizar el acto de presentación de nuestra pequeña publicación. Todos y todas estaban realmente ilusionados e impacientes. Habíamos elaborado para la ocasión un guión; y uno a uno, en los diferentes cursos, irían explicando el motivo del periódico y su contenido. Se aprovechó esta ocasión para hacer una pequeña fiesta intercultural, repartiéndose golosinas y dulces, al mismo tiempo que se cantaban y bailaban ritmos de distintos lugares y culturas.

El objetivo, por fin, se había cumplido. Padres y madres, profesores y profesoras, alumnos y alumnas conocían y reconocían las distintas culturas del colegio.

4. Evaluación

La simple observación y el propio periódico fueron suficientes para determinar los resultados previstos. La consecución de los objetivos planteados se había logrado ampliamente durante las cuatro semanas que duró la actividad. La opinión de todos los componentes de la comunidad escolar fue muy positiva y muchos de los chicos y chicas reaccionaron felicitando a sus propios compañeros y manifestando así la aprobación del trabajo y su deseo de participar en la actividad.

5. Taller de Prensa

Dada la buena acogida y los resultados obtenidos, decidimos ampliar la experiencia, implicando en la elaboración de los siguientes números a todo el centro. Así, contando con la aprobación del Claustro y del Consejo Escolar, creamos un «Taller de Prensa Intercultural». Dicho Taller tenía la misión de elaborar dos ejemplares por curso, del que ahora sería Otras culturas (Periódico intercultural del CP «Alfonso X»).

Esta pequeña publicación fue galardonada, durante el curso escolar 1994/95, con el tercer premio de publicaciones escolares, otorgado anualmente por el MEC. Con el importe de dicho premio hemos comprado un ordenador, con un procesador de textos y algunos programas de diseño y dibujo. Esto nos está permitiendo mejorar la calidad de las presentaciones y el diseño de las páginas. Al mismo tiempo avanzamos por el apasionante mundo de la difusión de noticias, la edición y el diseño.

Referencias

AHOROS, A. (1993): Por una educación Intercultural. Madrid, MEC.

CALVO BUEZAS (1994): Los racistas son los otros. Madrid, Popular.

DÍAZ AGUADO, M. (1993): Educación y desarrollo de la tolerancia. Madrid, MEC

FERMOSO, P. (1992): Educación intercultural: la Europa sin fronteras. Madrid, Narcea.

LOVELACE, M. (1995): Educación multicultural. Madrid, Escuela Española.

MEC: (1989): Diseño Curricular Base. Madrid, Ministerio de Educación.

MEC: Proyecto de compensación educativa en centros de EGB. Madrid, Ministerio de Educación.

VALENTINE, C.A. (1971): «Déficit, difference and bicultural models and afro-american behavior», en Harvard Education Review, vol. XLI.